Un día de colores en la Aldea

Una de nuestras Empresas Amigas tuvo su primer encuentro con nuestra comunidad para devolverles a niños y jóvenes el color y brillo perdido de sus juegos y plazas.

 

Voluntarios de la empresa DHL Express Chile se propusieron, el pasado sábado 12 de septiembre, entregarles una tarde de sonrisas a los niños, niñas y jóvenes de la Aldea Madreselvas. Llegaron con brochas y tarros de pintura para cumplir con los deseos de esta comunidad, de devolverle la vida a sus tan apreciados espacios comunes. Todos se unieron a las labores de los 23 trabajadores voluntarios de DHL y, entre risas, creatividad, y un intenso sol primaveral, ayudaron a embellecer la Aldea. Tras años de deterioro, los juegos y las cercas de las plaza principal volvieron a brillar como antes, con colores blancos, amarillos y naranjos.
 
“Fue una actividad súper bonita, porque los niños terminaron pintando junto con los voluntarios, jugaron con la pintura y estaban felices al ver los resultados, porque ellos quieren ver a su Aldea con colores alegres”, cuenta Leonardo Huequelef, Director de Madreselvas.
Luego de terminar la labor, todos compartieron un almuerzo distribuidos  entre tres y cuatro personas por las ocho casas, donde se sentaron a la mesa con los niños y madres SOS. En esta instancia, los voluntarios tuvieron la oportunidad de compartir con los niños y jóvenes historias, experiencias y anécdotas, donde todos pudieron conocerse más a fondo. Asimismo, DHL, quiso hacerles entrega a las madres sociales contenedores de basura, una necesidad que ellas tenían de hace mucho tiempo para poder mantener el orden en sus hogares.
aldeas-infantiles-y-dhl-2.png
Para finalizar la jornada, todos se reunieron al aire libre para entretenerse con una sesión de baile entretenido, partidos de fútbol, globos y juegos.Una vez terminado, el director de la Aldea Madreselvas se reunió con los voluntarios, quienes reflexionaron sobre su día. “Ellos estaban realmente emocionados, los conmovió la calidez de los niños, sus historias, y sobre todo, la labor, entrega y dedicación de las madres. La Gerenta General de DHL, Sandra Miró, conocía nuestra organización y de hecho es socia, pero nunca había visitado una Aldea, y lo que experimentó en ella la hace querer comprometerse aún más y hacer más proyectos en conjunto. Eso es lo que nos interesa, que haya una permanencia en el tiempo, porque para los niños y jóvenes es importante mantener figuras adultas de forma permanente, compartir con ellos”.

¡Tú puedes convertirte en una empresa amiga y regalar alegrías  a niños y niñas que hoy más que nunca necesitan sonreír!